Música

Alejandro Romero, el autor de la canción «La Mano de Dios» para Maradona, en Late 93.1

El compositor del tema de Rodrigo fue entrevistado para el programa Pipí Cucú de Pipi Novello

En una extensa pero emotiva nota, Alejandro y aquel último cuñado del (Potro cordobés) remarcó en diálogo con Pipi Novello que: «A los 11 soñaba con escribir un hit y que lo cantara el artista argentino más importante. Después de llorar un buen rato, decía ‘dame una mano, dame una mano’, esperando una señal y ahí empecé a escribir en una villa nació, fue deseo de Dios”, relató el artista sobre cómo surgió la canción en ese sentido, destacó que la escribió en un minuto ya que “por arte de magia” logró que la letra se escriba por sí sola.

Además siguió: “Sostuve ese sueño hasta los 24 años, Mi vieja bancó mi sueño y ella trabajaba 3 turnos para bancar la olla«. Además, agregó: “Yo quería escribir una canción que le guste a Rodrigo para agradecerle a mi mamá todo lo que me bancó”.

Haciendo referencia a la composición de la canción preferida del ex entrenador de la Selección Argentina, Romero subrayó que “nunca había escrito cuarteto”, ya que se dedicaba a las baladas porque le gustaban las canciones de amor.

«Además se da la casualidad de que mi hermana se pone en pareja con Rodrigo, a partir de ay fue un llamado muy breve a formar parte del grupo de compositores de cuarteto de la banda”, y a partir de allí la historia que todos conocemos la de Maradona echa en estrofas.

Alejandro Romero, compositor del hit favorito del astro, reveló que el tema surgió durante un momento de depresión «muy grande«.

«Tenía 24 años y no estaba pasando un buen momento. Olinda, una vecina que pasaba a tomar mate le decía a mi mamá: ‘Mándalo a trabajar, Lita, que tiene buena espalda. Todo el día con la guitarrita«, confiesa Romero. «Yo componía desde los 11, pero mi deseo iba perdiendo forma, se volvía una utopía. Me empecé a cuestionar buscar un trabajo y dejar un poco la música. Estaba en una encrucijada. Y pasó algo mágico«.

Aunque no sea muy religioso añadió Alejandro Romero y dijo: «El nombre de la canción es por la MANO que le pedí a DIOS en ese momento de frustración agarre una hoja, y empecé a escribir algo; toda la primera estrofa, en ese diálogo que sostenía que tenía como músico y a la vez jugando con DIOS y Maradona«. Imaginó en ese momento lo que luego fue realidad.

Y argumentó: “En ese momento fue una situación extrañísima, pero que estaba hablando pero que dio una respuesta, y de la manera que trascendió en la música de Rodrigo al astro mundial, es algo que no se consigue en el quiosquito de la esquina”.

Así que pedí la señal, me sequé las lágrimas y empezó a bajar: «En una villa nació, fue deseo de Dios…«. No entendía bien lo que estaba escribiendo.

Lo que generó esta canción y lo cierto que de una autoestima baja pero, en ningún momento pensé fuera que iba hacer «tan potente«. Rodrigo salió del baño llorando y me besa. «¡No sabes lo que acabas de hacer! ¡A Diego le va a encantar!«.

«Agarra una birome y escribe «INRI» en la hoja (la sigla que llevaba Jesús en la cruz). (¡Me cegaste!, le dijo el Potro y; yo quedo como los dioses «Rodrigo me dijo que iba a ser su último éxito). Se volvió loco con la canción, le encantó«. Un pibe de 24 años, de Wilde muy mañero  que me tocó trabajar con él y que; me pego lo de Rodrigo un tipo mágico y que después falleciera.

El autor vive en las sombras y el artista trasciende

Romero (45 años), el autor y compositor silencioso, vive un sueño triste. Ve los funerales eternos del «Capitán Pelusa» y siente que su cuarteto alegre es ahora la música de la orfandad, del infinito.

Rodrigo fue un tipo de la ostia, jamás me molesto pero; se ha manoseado la canción porque otros lo cantaban, y Rodrigo se ocupó en decirlo, sobre quien realmente escribió el tema “que no lo había hecho él y que lo había hecho yo”, pero remarcó en “no garpaba que la canción era de otro, no pasaba con mi ego”, puntualizó y dando por concluido a los créditos por la letra.

«Diego es un familiar. Fue un deja vu. Volver a la muerte de Rodrigo. Recordó que Rodrigo no llegó a grabar el tema, él era un músico en ascenso, después se convirtió en mito. La canción surge post-mortem, se replica la grabación del Luna Park en un disco. Lo de Diego hoy me trae recuerdos de esa tristeza«.

Romero indagó: ”Diego es familia para los que nos emocionamos” y al dar por sentado de “La figura del diez culturalmente me contagio es un estandarte un sueño que se cumple, era eso que trascendía en situaciones adversas, en esta etapa contemporánea, fue un deja vu” subrayo el autor de dicha canción.

«Cuando murió Rodrigo yo le tuve que avisar a mí hermana y acompañarla a la morgue (…)… Y después de unos días caí al piso. Con Maradona me pasó lo mismo«, sostuvo Alejandro Romero y que fueron costumbres que no se manejaron, por lo que ha pasado una historia muy triste.

Yo respiro todos los días Maradona, Rodrigo, “yo me siento privilegiado, un granito de arena a un mar inmenso, porque se sintió contento con la canción, a eso me siento privilegiado” su mirada del compositor sobre el pensamiento al campeón mundial.

«Claudia se portó muy bien con nosotros cuando murió Rodrigo (Romero era el cuñado del Potro)«

Hincha de Boca Juniors, siente a su canción «un hilo invisible» que lo conectó a DM.

Fue en 2002 cuando visitó Segurola y Habana, para el cumpleaños de 15 de Dalma, y le cantó al diez a centímetros.

«Después de la muerte de Rodrigo, Claudia se acercó a la familia gentilmente, se visitaban con Alejandra, ahí nos fuimos conociendo. Ese día llega él, nos damos un apretón de manos, y Claudia baja una guitarra. A la cuarta canción le intento pasar la guitarra a Luciano Pereyra y se escucha a Diego: ‘¿Maestro, no me canta la mía?’«.

«Nos invitó al cumpleaños de Dalma que se hizo en la cancha de Boca. En una reunión previa, Diego me pidió que le tocara su tema y lo terminó cantando conmigo. Fue un momento muy emocionante«.

«A Diego lo conocí en el cumpleaños de Dalma Maradona en Segurola y La Habana. Estaba tomando mate con Claudia y vino a darme la mano«.

«En un saludo cordial se conocen muy respetuoso el astro, justo allí estuvo Luciano Pereyra, y cuando Maradona me dijo (no me canta la mía), fue un momento que me conmovió, en un gesto Maradoniano y ya se quedó conmigo a cantarla, fue un momento divino, que alguien saco una foto y que Claudia después me la regalo”.

EL VIAJE A CUBA

Así lo cuenta el ex cuñado su anécdota junto al cordobés y el de Villa Fiorito: “Rodrigo un tipo re generoso, mientras que el Potro me decía  sácate el pasaporte, y yo insistía, ¡Imagínate! yo era un tipo que no salía de casa, pero el tenia ganas que lo acompañe, el día del programa en Versus, cuando Diego dijo: “que fue la canción que más le gusto; pero quedarme y verla la cara de mi vieja era impresionante”.

Ya habíamos grabado juntos La mano de Dios para un disco a beneficio donde estuvieron unos políticos de la Casa Cuna.

En una grabación solidaria se realizó un disco para donación junto a una presentación donde estuvo Diego y unos políticos en Casa Cuna, el accede a la conferencia, en ese momento que estaban por cerrar el hospital de niños. Ante la propuesta que Maradona le ofreció: “La condición de Diego era que trabaje con él, si salían giras y las composición de otros temas y poder estar a la altura que él quería poner en juego” Romero no lo dudo.

Al ser consultado si cuesta encontrar ese fuego sagrado por escribir un tema similar, Alejandro añadió: “Soy consciente aunque no me doy cuenta en que fue un (hito) en poder superar eso hay; que jugar con el tiempo y la coyuntura” y en ese sentido dijo “como Diego en el mundial 86”, en el mismo orden “intentar superar eso es una epifanía, aunque sigo escribiendo en la sombra, porque  hago lo que me gusta hace 20 años”. Agradecido en la conversación con el programa Pipi Cucú.

La canción «La letra la Mano de Dios tuvo algunos cambios pero mínimos». Y eso genera en Rodrigo algo de discrepancias en las estrofas, «eran términos que no se comprendía”. Recibió un mensaje de Paz Martínez que le alegró en ese momento: «Conozco desde hace 20 años que trabajas en las sombras«, le dijo.

Para finalizar se refirió a que tenemos bien que sabemos que ay que seguir laburando «En EEUU con un tema como La Mano de Dios sería millonario. Acá en Argentina hay que escribir 57 mil temas como ese» Alejandro Romero

Y cerro con la enseñanza de un vía crucis…»Carga una cruz en los hombros por ser el mejor. Por no venderse jamás, al poder enfrentó. Curiosa debilidad, si Jesús tropezó. ¿Por qué él no habría de hacerlo? (…)… de levantarse y seguir adelante y Diego fue ejemplo ante toda adversidad«, concluyo en la entrevista por Late 93.1.

¡Hace click y reviví la entrevista a Alejandro Romero en Pipí Cucú por Late 93.1!.

Por: Víctor Osorio

(Para MLB Productora)

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar