ActualidadDestacado

Los nuevos planes de Emmanuel Macron para una Francia disconforme

El presidente francés quiere hacer un sistema de jubilación más inclusivo

LAS REFORMAS DE EMMANUEL MACRON

Macron aseguró que los 42 regímenes especiales harían la huelga

El presidente francés tomó la decisión de simplificar el sistema actual y eliminar las desigualdades que genera. Sin embargo, esto no ha caído bien en la opinión pública francesa porque la jubilación, su eje central, tiene diversos sistemas de pensiones. Está el «régimen general», que cubre el 68% de la población activa, también está el régimen de los funcionarios y los 42 regímenes especiales.

Estos últimos corresponden a empresas que han firmado acuerdos que son a menudo ventajosos, y que permiten entre otras cosas jubilarse más temprano o con mejores condiciones. Dentro de este último grupo, se encuentran la RATP, conocida como red de transportes parisinos, la SNCF (red nacional de transportes ferroviarios) y EDF (electricidad), que representan a más de 300.000 personas, y otros más confidenciales, como los de la Comedia Francesa (teatro nacional), la Ópera de París o el Banco de Francia.

Los datos informados por Gerald Darmanin, ministro de Cuentas Públicas, explican que el estado devuelve 8.000 millones de euros al fondo para mantenerlos en equilibrio. Aquí es cuando entraría esta nueva reforma, que propone un sistema universal de puntos. Está opción ha sido considerada de manera positiva por los franceses, pero no confían en este gobierno actual para llevarla a cabo.

COMO FUNCIONA EL SISTEMA UNIVERSAL 

Ciudadanos franceses que han marchado por los «Chalecos Amarillos» también han salido a las calles para mostrar su negación a la reforma

Actualmente, las pensiones son calculadas en base al número de trimestres trabajados. Para que un ciudadano se pueda jubilar, se necesita un determinado número de trimestres trabajados y esto varía según el año de nacimiento. Tienen la opción del retiro previamente, pero la pensión será incompleta.

Con este nuevo formato, el sistema único de puntos consistirá en que un euro aportado le dará los mismos derechos a todos los ciudadanos, a través de una cuenta virtual donde los trabajadores acumulan puntos a lo largo de sus carreras. Al culminar su vida laboral, su número de puntos será convertido en pensión mediante el cálculo del valor del punto que será el mismo para todos.

Hay que destacar, no afectará a la base del sistema de solidaridad intergeneracional. Las cotizaciones siguen siendo obligatorias y el principio de reparto no cambia porque los trabajadores cotizarán para financiar las pensiones de los jubilados actuales.

LO QUE PODRÍA GENERAR ESTA NUEVA REFORMA

La edad de jubiliación es a partir de los 62 años y el presidente aseguró no modificarla, aunque se vea obligado a hacerlo. Las últimas previsiones del Consejo de Orientación de Pensiones (COR, en francés) muestran que habrá un déficit de 10.000 millones de euros en 2022.

El informe no prevé un retorno al equilibrio hasta 2042, pero el poder ejecutivo quiere que las cuentas estén equilibradas en 2025, fecha de la aplicación de la reforma de las pensiones. Debido a esto último, se podría modificar en los próximos cinco años algunos parámetros, como el aumento de la edad legal de jubilación o el aumento de la duración del periodo de cotización, lo que obligaría a los trabajadores a trabajar más tiempo.

Esto no cayó bien en los sindicatos, sólo la Confederación Francesa Democrática del Trabajo (CFDT), no se opone a la reforma, aunque critica el método utilizado por el gobierno de Macron.

Los sindicatos tienen un rol principal en está temática. No confían de los beneficios de la futura reforma, sobre todo a partir de un estudio reciente del Instituto de Protección Social que señala debilidades, particularmente para los padres de familias numerosas o para las madres que han tenido carreras con pausas.

A su vez, consideran que el nuevo método de cálculo reducirá las pensiones porque ya no se calcularán en función de los mejores 25 años de la vida activa del trabajador, sino en función de toda su carrera. También que no se tienen suficientemente en cuenta las largas carreras y la dureza del trabajo. No se puede ignorar tampoco a la juventud, se verá afectada por la “cláusula del abuelo».

A raíz de esto, el nuevo sistema se aplicaría exclusivamente a los recién llegados al mercado laboral en la fecha en que se introduzca la reforma. Esto afectaría a los jóvenes nacidos a partir de principios de los años 2000.

Por Augusto Fortunato

(Para MLB Productora)

Anuncio

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar