Actualidad

¿Qué significó todo este movimiento de los «Chalecos Amarillos»?

A un año de su creación y primera movilización, los franceses salieron a las calles para protestar contra el gobierno actual y celebrar el primer año de está organización. La periodista francesa Rachel Garrat-Valcarcel habló en exclusiva para Radio Late 93.1 acerca de todo lo causado hace 365 días

Durante este fin de semana, se esperaban marchas en todo el país porque los «Chalecos Amarillos» ya lo habían anunciado y luego más de los incidentes en Montpellier hace dos semanas atrás. Hubieron disturbios en París, Burdeos, Nantes y Montpellier, aproximadamante 28 mil personas se movilizaron por toda Francia y en total hubo 254 arrestos el sábado, 173 en la capital francesa.

Resultado de imagen para gilets jaune anniversary
Un bombero intenta apagar un auto incendiado en París durante la marcha de los Chalecos Amarillos

Rachel Garrat-Valcarcel trabaja como periodista para el medio «20 minutes» y en exclusiva con Late, explicó el origen y la actualidad de Francia luego de las 53 marchas generadas por está agrupación.

P: Ha pasado un año desde las protestas, el movimiento nunca paró de marchar en Francia, pero el número de personas ha disminuido con el correr de los meses. ¿Por qué ha ocurrido eso?.
R: En primer lugar, creo que debemos señalar una movilización excepcional. En número (al principio) y en duración para personas que no estaban acostumbradas a manifestarse. Gente que no estaba en partidos políticos, ni en sindicatos. No se puede movilizar a 300,000 personas cada fin de semana, como el 17 de noviembre de 2018. Por lo tanto, la desmovilización tiene sentido. Y luego, creo que el desdén de Macron y del gobierno por los chalecos amarillos (a pesar de que han hecho miles de millones de dólares en anuncios) ha disgustado a mucha gente.
P: ¿Cuáles fueron los motivos para qué se inicien sus protestas?
R: El desencadenante es realmente el impuesto al carbono sobre los combustibles. Personas no necesariamente pobres (sus ingresos no son necesariamente bajos), pero que tienen muchos gastos y restricciones como el alquiler o reembolso de hipoteca, combustible, niños, comida, automóvil, electricidad, tiene la sensación de que fue demasiado. Después, se hicieron muchas otras preguntas. Sobre la exclusión de los habitantes de las periferias de las grandes ciudades, en particular. Las grandes ciudades como París, Nantes, Toulouse, Burdeos, Lyon son ricas y es muy difícil quedarse porque es caro. Sin embargo, es en estas ciudades donde se encuentran los servicios (hospitales, teatros, cines, administraciones). Esto crea un sentimiento de exclusión. Es en estas tierras donde el partido de Marine Le Pen obtiene sus mejores resultados, lo que no significa que los chalecos amarillos sean necesariamente votantes de Le Pen, no se confundan.
P: ¿Los Chalecos Amarillos llegaron a ser considerado un movimiento político?. ¿Quiénes fueron o son sus líderes?
R: No. Por cierto, la mayoría de los chalecos amarillos no quieren ser considerados así. En las elecciones europeas, hubo dos listas de «chalecos amarillos» pero poco creíbles. El movimiento también rechazó a todos los que se proclamaron líderes. La única que parece llegar a un consenso es Priscillia Ludosky, quien inició la petición contra el impuesto al carbono, lo que causó el origen de los chalecos amarillos. Sin embargo, no es imposible verlos en las listas en las elecciones municipales de marzo de 2020. Listas de chalecos amarillos de «inspiración». Porque en ciertos sectores, muy localmente, existe una implantación real del movimiento. Muy difícil saber si se traducirá en concejales municipales o alcaldes. Desde París, no tenemos una buena visión de eso.
P: ¿Cuál es la reputación actual de Emmanuel Macron luego de un año de estas protestas?.
R: Emmanuel Macron ha ganado popularidad desde la primavera, parece que hoy se inclina nuevamente. Está globalmente en un bajo nivel de popularidad en las encuestas. Siempre tiene la imagen de un «presidente de los ricos», arrogante. Pero lo tenía antes del movimiento de los chalecos amarillos. Los observadores coinciden en que hay un «antes y después» por los chalecos amarillos en el mandato de Emmanuel Macron. El gobierno parece ir más lentamente en las reformas, parece querer evitar los obstáculos. Muchas reformas liberales económicamente, fue el sello distintivo del comienzo del mandato.

Resultado de imagen para emmanuel macron gilet jaune
Emmanuel Macron asumió la presidencia en mayo de 2017 y a un año y medio de su mandato sufrió la protesta masiva liderada por los Chalecos Amarillos

P: En el día sábado 16 de noviembre, el registro oficial es que 28.000 personas se han manifestado en todo el país. ¿Se esperaba esa cantidad por parte de los medios o inducían a número inferior o superior?.
R: Es poco. Pensé, personalmente, que serían más numerosos. Pero este 16 de noviembre no fue la fecha que asustó a Macron, este fin de año. La fecha importante es el 5 de diciembre. Los sindicatos convocan a una huelga contra la reforma de las pensiones. Esto promete ser muy fuerte en el transporte (trenes nacionales y transporte público en París). Y otras causas que se han «injertado» en esta fecha. Por el clima , para los hospitales (los servicios de emergencia han estado en huelga durante meses), los Chalecos Amarillos también.
P:¿Fue una sorpresa los disturbios generados?.
R: Absolutamente nada sorprendente. Esta es la regla desde el principio. Por un lado, el movimiento y desorganizado y por lo tanto no tiene «orden de servicio» que lo impida. Por otro lado, el gobierno ha decidido desde el comienzo de una fuerte represión. Hay muchas personas arrestadas, pero muy pocas van a la corte. Esto plantea un problema democrático: personas que no han hecho nada no pueden manifestarse.
P: ¿Los incidentes ocurrieron tanto el sábado cómo el domingo en los mismos lugares?.
R: Es difícil de decir. La realidad, es difícil de ver desde el exterior, es que siempre son eventos localizados. El sábado en las manifestaciones parisinas, las llamas, las degradaciones, los arrestos, especialmente tuvieron lugar en el plaza de Italia. ¡Es un lugar pequeño!. El año pasado, durante los «grandes eventos», mi madre (vive lejos de París) me preguntó si no tenía miedo. Pero la realidad es que cuando hay problemas, es en dos o tres calles.
P: ¿Cree usted qué este movimiento se desintegrará por completo?. ¿Habrá manifestaciones el siguiente fin de semana?.
R: Creo que siempre habrá eventos todos los sábados. Pero muy débil, como desde la primavera. Desde el principio, los Chalecos Amarillos han sido tan diversas, inconsistentes en su composición y deseos (no lo digo negativamente). Siempre ha sido difícil, incluso hoy, un año después, entenderlo bien. Entonces sí, los chalecos amarillos están en general terminados. Pero la ira social que creó los Chalecos Amarillos, ella todavía está allí. Subyacente. Los chalecos amarillos fueron una gran sorpresa, puede haber otros. Ninguna persona seria puede decir que los problemas están resueltos.

Los Chalecos Amarillos se volvieron a manifestar en las calles en lo que fue la protesta número 53 seguida, ya con mucha gente que ha abandonado la lucha y con otros problemas que acechan a Francia, habrá que esperar al próximo fin de semana del 23 y 24 de noviembre para saber si volverán a salir o se extinguió por completo. Pero algo es seguro, marcaron un precedente no sólo en la historia francesa sino en la historia mundial. Su organización fue tomada como ejemplo en otros lugares del planeta como Holanda, Hong Kong, Barcelona y Chile.

 

Por Augusto Fortunato

(Para MLB Productora)

Etiquetas
Anuncio

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar