Deportes

Supercopa de España: El Atlético de Madrid revirtió el duelo ante el FC Barcelona y jugará la final

El equipo dirigido por Diego Simeone ganó la segunda semifinal de la Supercopa española ante el FC Barcelona por 3-2 en un encuentro jugado en Yeda, Arabia Saudita. Lionel Messi igualó para los catalanes y Ángel Correa anotó el tercer gol de los madrileños

Koke y Correa celebran el primer gol de la noche en Arabia Saudita

La última vez que estos equipos se habían visto las caras fue por el torneo doméstico en el Wanda Metropolitano. Bajo la lluvia fría de Madrid, Messi apareció para darle el triunfo por 0-1 a los de Valverde y anotar por primera vez en el nuevo estadio de los «colchoneros».

Ya con el Real Madrid en la final, venció ayer al Valencia C.F por 3-1, quedaba este cruce entre el líder y el escolta de La Liga Santander. Un nuevo formato de esta Supercopa, que se le agregaron dos equipos con un nuevo formato al estilo «Final Four» y jugada fuera de España por segundo año consecutivo, la edición anterior fue celebrada en Tánger, Marruecos. Esto generó críticas hacia Luis Rubiales, presidente de la Real Federación Española de Fútbol, y se defendió en su cuenta de Twitter.

Desde el silbatazo inicial, el FC Barcelona tomó la iniciativa y el Atleti una postura defensiva para luego atacar a la contra. Los laterales blaugranas subían y Busquets quedaba como otro central más junto a Piqué e Umtiti, con eso se aseguraba el primer pase a Messi, quien bajaba hasta la mitad del campo para construir el ataque. El Atlético de Madrid buscó atacar por el lateral cubierto de Jordi Alba durante los minutos iniciales, pero no llegó a incomodar a Neto, salvo un remate raso sin fuerza de Thomas.

Pasado el primer cuarto de hora, los dirigidos por Valverde han dominado por completo el balón y metieron cada vez más a su rival en su área. En ese momento, surgió la figura de Jan Oblak para taparle un tiro a Messi tras una pared con Jordi Alba, la posición del capitán cambio a extremo derecho y empezó a tener más libertades para crear acciones ofensivas. Cuando más cerca se encontraba del gol, un desperfecto en una presión alta le permitió salir a velocidad y un cruce tardío de Piqué a Lodi generó que Herrera remate a gol, pero Neto lo detuvo.

Lionel Messi festeja la igualdad del encuentro. El argentino le anotó 31 goles en 39 partido al Atlético de Madrid

Llegó la reacción rápida y casi llega el primer gol de la noche con un córner que Griezmann tocó para el segundo palo y un desvío de Savic para evitar la llegada de Suárez e Vidal. El arquero polaco volvió a emerger ante la jugada creada entre Messi e Suárez para que el francés entré sin marca en el área y tire a gol sin oposición, Oblak volvía a salvar al elenco colchonero. Ya el VAR también era protagonista con un manotazo de Thomas a Umtiti, el árbitro sancionó con una tarjeta amarilla, pero si el balón estaba en juego era penal. Luego de la primera parte, el FC Barcelona dominaba y el Atlético de Madrid era sometido a su merced.

Para el complemento, Simeone decidió el ingreso de Koké por Herrera y en veinte segundos, el capitán anotaba el 1-0 tras una jugada combinada entre Joao Felix e Ángel Correa. La respuesta llegó rápido porque a los 50′, Vidal centró para el uruguayo, que la paró con el cuerpo sólo dentro del área, y aguantó para la llegada del capitán, quien luego de cruce defensivo con Savic, tiró con la pierna derecha para superar a Oblak.

La tónica del segundo tiempo era similar a la primera parte, pero está vez el campeón de la liga atacó con más fuerza. Hubo un gol anulado por el VAR a Messi porque tocó el balón con el brazo en el primer control. Un cambio de frente de Busquets para Jordi Alba fue suficiente para que el lateral avance sin resistencia y centre al segundo palo para la llegada del «Pistolero». Suárez cabeceó la pelota, Oblak dio rebote y Griezmann entró por el centro del área chica para darle la ventaja por 2-1. En la reanudación, ya el mediocampo quedó partido y había más espacio para jugar, por eso Messi asistió al centrodelantero para que Oblak evite otro gol.

La pelota ya estaba dentro del arco y Ángel Correa corría a celebrar el gol de la victoria del Atlético de Madrid

Simeone pateó el tablero y decidió los ingresos de Vitolo por Lodi e Llorente por Koke. Aquí es cuando se produce el quiebre del partido, falta de Llorente, centro de Messi a Arturo Vidal y el chileno asistió a Piqué para que anote el 3-1, pero fue anulado por el VAR. A partir de ese momento, los líderes se empezaron a quedar sin piernas y sumado a un mediocampo ausente junto a una última línea defensiva muy alta, un error los podía dejar muy mal parados.

Ya un fuera de juego a Correa había anticipado lo que podía suceder. Valverde no corrigió a su equipo y tras un lento retroceso, Morata habilitó a Vitolo para que vaya sólo frente al arquero. Neto cometió un penal que el ex Real Madrid e Juventus cambió por gol. Era el 2-2 a los 80′ y Valverde metió a Rakitic por Busquets para tener más velocidad e resistencia, aunque el ritmo ya había cambiado, el viento corría a favor de los dirigidos por Simeone. La polémica volvió a aparecer con el VAR y una mano dentro del área no sancionada al central del FC Barcelona que desvió un centro de Morata.

En los minutos posteriores, una salida en falso de Gerard Piqué, Morata volvió a habilitar a Correa para que defina ante Neto y con suspenso, la pelota entró dentro del arco para el 3-2 a falta de cinco minutos para el final. El ingreso de Ansu Fati ya era un manotazo de ahogado por parte de Valverde y con mucho espacio para una contra, Llorente casi estira el marcador con una corrida de 50 metros y un tiro fuerte al poste izquierdo. Quedaba una emoción más. el conjunto «culé» tiró su última oportunidad con un centro a Piqué y el catalán casi se remide de sus errores con un remate de cabeza que se fue por encima del travesaño a los 93′. No hubo tiempo para más y Atlético de Madrid eliminó al FC Barcelona para acceder a la final de la Supercopa española.

En la zona mixta, Messi declaró que:»Fuimos superiores durante casi todo el partido pero, al final, el que mete los goles gana (…) Más allá de si es injusto o no, lo perdimos». Mientras que, Diego Simeone valoró los últimos minutos de su equipo:»A partir del minuto 75 se vio otro equipo: con fuerza, con piernas, con ganas de ir a por el partido, que lo iba a ganar, que si empataba lo ganaba; Y así pasó».

Para la final, habrá un derbi madrileño entre el Real Madrid y Atlético de Madrid que se jugará el próximo domingo a las 15 de Argentina. Será televisado por DirecTV Sports.

Por Augusto Fortunato

(Para MLB Productora)

Anuncio

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar